miércoles, 17 de enero de 2018

Al fin el final (The Mist S01E10 FINAL)

Voy a decirlo: Te odio Netflix... y te odio Spike...

¿Cómo es que me pude aventar, francamente, nueve capítulos medianamente buenos (o medianamente malos) y un super final de temporada que me dejó con ganas francas de una segunda temporada que no llegará nunca?

domingo, 14 de enero de 2018

A nada del final (The Mist S01E08 y S01E09)

Los capítulos anteriores, la verdad es que hay que decirlo, soy franca aquí, son una reverenda tontería, ¿por qué no ser sincera?, y hoy que he empezado a ver el siguiente, el número ocho, me ha caído el veinte de porqué simplemente los anteriores me han parecido tan nefastos, todo se debe a un punto particular: el asunto de Jay (no Jake, disculpen) y Alex.

El que nos hayan puesto a Jay como el violador de Alex, aun cuando desde el inicio nos dicen que él no fue o que ella no está segura de que lo fuera, la verdad es que viene y arruina toda la serie, esa es la verdad; ambos muchachitos andan por los capítulos 5, 6 y 7, entre estiras y aflojes que le hacen a uno sentirse muy incómodo, al menos a mí, me incomodan y creo que ahí está el fallo de la serie en sí. ¿Cómo puedes tener a un personaje, violador o acusado de violación, espiando románticamente a su supuesta víctima?, peor aún, para el capítulo 7 al final y el inicio del 8, los tienes cotillando como adolescentes que son, romanceando, patinando juntos entre sonrisitas bobas de enamoramiento, cuando sabes a la perfección que esta ese fatal antecedente. 

jueves, 11 de enero de 2018

El gran show que me aventé para verla (Pre-reseña El gran showman)

Pues el día de ayer me lancé a Aguascalientes capital para someterme a mi segunda aplicación de vacuna, resulta que soy terriblemente alérgica a muchas cosas y no están para saberlo, pero en los últimos ocho o doce meses, no podía respirar del todo bien (casi nada, acá entre nos), así que concluimos era hora de volver a las vacunas; la cita era a las 13:30 y me salí del trabajo sobre las 12:00 para llegar a tiempo. En un principio iríamos todas juntas, mi madre, mi tía y yo, ya que la primera tenía pensado sacar una cita médica para el mismo día, pero resulta que no la consiguió y para no pedir tantos permisos, me fui yo sola; de camino a casa para de ahí irme, se me metió la idea de aprovechar que iba sola (porque de irnos todas nos habríamos ocupado toda la tarde) y meterme al cine a ver The Greatest Showman, que me han recomendado mucho y que francamente tenía muchas ganas de ver, así que le advertí esa posibilidad a mi madre.

lunes, 8 de enero de 2018

Un derecho es un derecho, ¿no? (Freeheld, Reseña)

En ocasiones anteriores he traído películas con esta línea, en particular una, Imagine me and you, así  que con esta pretendo ir adentrándonos en este tipo de cine, digamos ese que no es el que acostumbramos, nada comercial y con temáticas controversiales para algunos, importantísimas para otros; así que digamos lo siguiente: si se encuentran una película de este corte, con buen elenco y buena trama, tengo que verla y tengo que comentarla, ¡para recomendárselas, caramba!... esta inicia con una frase que amarra a cualquiera, y es que está basada en una historia real, lo que forzosamente le da un toque que no tienen posiblemente otras cintas.

viernes, 5 de enero de 2018

Yendo hacia el desenlace... (The Mist S01E06 y S01E07)

Ya de entrada el capítulo es raro, como vimos en el anterior, hay otro soldado en el hospital que además ya le soltó algunas verdades a Mia, y sin más ni más, bajo la pregunta de “¿Dime quién soy?”, nuestro soldadito amnésico va y se pelea con él hasta que lo mata, ya nos deja eso bastante confusos porque parece que debemos temer más que nunca al “Proyecto Flecha”; en la iglesia por entonces se habla de la Primavera Negra y el sacerdote a cargo tiene que ingeniárselas para llamar la atención de los feligreses, antes que Nat se haga con ellos y sus creencias. La comitiva protagónica piensa abandonar el hospital, pero Mia se ha llevado la camioneta, así que ahora están ahí varados sin a dónde ir; esta por cierto anda caminando entre la niebla para llegar a una casa en donde ya se encuentra refugiada.

Nat habla con el sheriff, ¿qué quiere la niebla?, esta se irá cuando lo obtenga, así que ¿qué quiere?; entonces la mujer narra como una osa eliminó a sus crías para evitar que una enfermedad se propagara, así que seguramente la niebla es eso, una forma de contener lo malo, de depurar la tierra y dejar lo bueno; en el hospital, don papá perfecto, descubre a don doctor perfecto amarrando a una enfermera en una camilla, cerca de la puerta, y todos nos decimos “Kevin, no hagas una tontera” pero sí, va y la hace, gracias. Y el doctor revela su plan, está haciendo experimentos para detener lo que sea que hay en la niebla, usando los pacientes y personas que están en el hospital… ¿qué experimento?... ¿cómo podría ese experimento detener lo que está pasando?... otro pequeño fallo de la serie, si me permiten comentarlo de una vez; los que se refugian en la iglesia siguen en su pelea interna, el sacerdote frustrado por no poder ayudar, un chico seguidor suyo, Link, molesto por la presencia de Nat.

miércoles, 3 de enero de 2018

Citando: Moyes sobre el valor de una casa


"Hogar" es una palabra tan pesada que muchas veces no alcanzamos a describir todo lo que comprende, en realidad es un reto para muchas personas siquiera elegir cuál de todos los sitios en los que ha estado, crecido, realizado parte de su vida es su hogar; pero con "Casa" no pasa a veces lo mismo. Para muchas personas una casa es aquella por la que luchan, la que fabrican con sus manos o pagan con su esfuerzo, es la que cuesta no nada más económicamente, sino también emocional, moral y socialmente; la casa de una persona es donde se plantean sueños y metas y aquella en la que se guardan esperanzas... la casa es la que cuesta. 

domingo, 31 de diciembre de 2017

Viene el 2018...

Cada año para mi entrada de Año Nuevo hablo de cosas muy bonitas y prometedoras, casi ninguna la logro, casi ninguna vuelve o se queda en ese nuevo año...

Este año ya no, para qué voy a mentir, no tiene caso hacerlo, es un absurdo seguir con ello, así que mejor voy a hablar de otras cosas, si no más amenas y confiables, por lo menos más reales...